Santo Domingo. Los últimos conciertos presentados por intérpretes urbanos en el país no han contado con el público que ellos y sus organizadores esperaban.

Eso llama a una reflexión de por dónde se van decantando los seguidores de ese género de moda.

El egocentrismo y la falta de alguien que los haga aterrizar hace de la soberbia el “pan de cada día” en algunos de los exponentes urbanos que se creen con licencia de por vida para rechazar todo aquello que intente devolverlos al camino del que se desviaron.

Algo está pasando, porque mientras reciben miles de “likes” en sus redes sociales, la realidad y lo virtual, en shows y conciertos, van por caminos muy separados.

¿Qué está pasando? Tarea para todos los que accionan en el “mundo” urbano.

En concierto

Que opinas?

Comentarios