Sea testigo de las noticias

Banco Central y ABA evalúan facilidades de liquidez y estabilidad del dólar

Santo Domingo. El gobernador del Banco Central de la República Dominicana (BCRD), licenciado Héctor Valdez Albizu, sostuvo una reunión con los presidentes de las principales instituciones financieras del país, en la que hizo un repaso de la situación actual, en términos del comportamiento del mercado cambiario y del uso de los recursos de financiación puestos a disposición de los sectores productivos dominicanos.

Sobre el comportamiento del mercado cambiario, el gobernador aclaró que actualmente la oferta de divisas ha estado afectada por la suspensión del turismo y un menor dinamismo de las
zonas francas y del flujo de la Inversión Extranjera Directa, así como una disminución en las remesas y las exportaciones nacionales por efecto de la pandemia mundial, al igual como ha
ocurrido en las economías emergentes.

Indicó que esta situación ha sido exacerbada por grandes empresas locales que han estado
adelantado sus compras de divisas para cubrir compromisos futuros, incluso más allá del mes
de julio, y en otros casos, una demanda por motivos precautorios asociada a la incertidumbre
originada por los efectos del COVID-19 en la economía.

A este respecto, señaló que el Banco Central ha colocado al mercado más de US$2 mil millones
de sus reservas internacionales, a los fines de que los sectores productivos, en medio de las
limitaciones de las condiciones actuales, puedan cubrir sus compromisos prioritarios y
contribuir con las importaciones de medicinas, alimentos y combustibles.

Valdez Albizu fue enfático al señalar que cuenta con reservas internacionales suficientes para
apoyar transitoriamente los requerimientos más perentorios de la economía, hasta que los
sectores generadores de divisas vayan retomando paulatinamente su dinamismo y mejore el
flujo de divisas a la economía.

De hecho, las zonas francas, que estaban operando con un 46% de la empleomanía del sector,
aproximadamente, irán aumentando paulatinamente su producción en la medida que reabran
las empresas cerradas por la cuarentena, lo cual se conjugará con la apertura de las
operaciones del sector turismo a partir de Julio próximo y la reactivación de la Inversión
Extranjera Directa por el reinicio de los proyectos en construcción financiados con estos
recursos.

En adición, destacó que existen inversionistas internacionales de portafolios interesados en
ampliar sus inversiones en nuestro país, dado el historial de resiliencia y fortaleza de sus
fundamentos macroeconómicos, aun en medio de esta pandemia mundial.

Declaró que, si actuamos de manera conjunta para ordenar el mercado cambiario, hay tiempo
para que esta economía inicie el proceso de retomar su trayectoria de estabilidad y
crecimiento. “La idea es trabajar en una estrategia coordinada entre el Banco Central y los
Bancos Comerciales para priorizar y lograr un acceso equilibrado a las divisas, tanto para
cubrir la demanda corriente de las empresas grandes y las MIPYMES, así como de tratar de
lograr un mayor acceso del público en general a través de las ventanillas de los bancos, que
pueda dar certidumbre a los agentes económicos, para mantener la economía en buen curso
y tratar de retomar lo que hemos perdido por la pandemia”, expresó el gobernador a los
presidentes de las instituciones financieras.

Asimismo, Valdez Albizu aseguró que “el Banco Central continuará actuando con todas las
herramientas necesarias para apoyar la liquidez en moneda extranjera a fin de atender las
necesidades de divisas de los sectores productivos”.

El gobernador informó además que el Banco Central ha puesto a disposición del sistema financiero US$400 millones de dólares a través de Repos, a los que se suman US$222 millones
de dólares a través del encaje legal, lo que en conjunto suman US$622 millones de dólares.

Recordó también que el Banco Central ha desplegado una amplia estrategia de intervenciones,
poniendo a disposición del mercado diversos instrumentos en el mercado a futuro (forwards),
facilitando así que los agentes económicos puedan organizar sus compras de divisas presentes y futuras, y a la vez, ofreciendo mecanismos que permiten cubrir sus expectativas de riesgo
cambiario típicas de eventos de alta incertidumbre como el que vivimos frente a la propagación
del COVID-19, al disminuir la demanda de compras anticipadas de divisas de los usuarios de
estos instrumentos. Invitó al sector financiero a ofrecer estos productos a sus clientes para
facilitar su planificación de compras de divisas.

Por otro lado, destacó que, de los de RD$120,814 millones de pesos aprobados por la Junta
Monetaria al sistema financiero, ya han sido canalizados a la economía unos RD$58,488
millones a través de las distintas facilidades. La activación de estos recursos ha contribuido a
una dinamización del crédito privado que crece a una tasa interanual superior al 13% al cierre
de abril de 2020.

Concretamente, el gobernador informó que tras la autorización por parte de la Honorable Junta
Monetaria de la liberalización de RD$50,000.00 millones a través de Repos a 90 días, ya se han
colocado de estos RD$40,707 millones, quedando pendientes RD$9,293 millones. Por otra parte, se liberaron del encaje legal RD$30,133 millones, de los que se han colocado RD$17,412 millones como préstamos para los sectores productivos y los hogares, quedando así todavía pendientes unos RD$12,721 millones a través de esta facilidad.

Además de lo anterior, la Junta Monetaria aprobó la liberación de otros RD$20,000 millones
que serán colocados a tres años, destinados a sectores productivos de gran importancia
estratégica en la República Dominicana, como son el Turismo, Exportación, Construcción y
Manufactura.

A ello se suman RD$5,681 millones liberados del encaje legal para las MIPYME, y más
RD$15,000 millones para estas mismas empresas canalizados a través de Banco de Reservas.
Todos estos financiamientos se están concediendo a tasas de interés no superiores del 8% y con
un tratamiento regulatorio especial por un período de un (1) año: clasificación de riesgo A, con
cero por ciento de provisiones y no serán considerados en el cálculo del índice de solvencia.
Valdez Albizu expresó que “todos estos recursos están concebidos como un plan de activación
económica que va a obtener buenos resultados”, de forma que “tras esta situación económica
sobrevenida por el coronavirus COVID-19, la economía va a crecer en la segunda mitad del
año”.

Señaló que las cifras al cierre de abril indican que la expansión del crédito privado en los
primeros cuatro meses del año 2020 ha duplicado el crecimiento observado durante el mismo
mes del año anterior.

Los representantes del sector financiero mostraron al gobernador Valdez Albizu su satisfacción
por el manejo de la política monetaria del BCRD y por el plan que ha posibilitado el acceso a la
liquidez y un buen desenvolvimiento.

El gobernador indicó durante la reunión que las estimaciones con respecto al crecimiento económico en el segundo semestre del 2020 son favorables, considerando la magnitud de los
efectos de la pandemia, y con bajos niveles de inflación proyectada, con la perspectiva de que
el déficit por cuenta corriente sea manejable. “Nuestra situación económica y nuestras expectativas son positivas en comparación a lo que está ocurriendo en los países de América
Latina, incluso recibo impresiones muy favorables por parte de los organismos internacionales
con respecto a la salud de nuestro sistema financiero”.

A la reunión asistieron Christopher Paniagua, presidente de la Asociación Bancos Comerciales
ABA y presidente ejecutivo del Banco Popular Dominicano; Luis Molina Achécar, presidente de
la Federación Dominicana de Instituciones Financieras y segundo vicepresidente de la ABA; y los
directivos de la ABA y ejecutivos bancarios Simón Lizardo, administrador del Banco de Reservas;
Steven Puig, presidente ejecutivo del BDHLeón; Máximo Vidal, gerente general de Citi República
Dominicana; Gonzalo Parral, gerente general de Scotiabank; Fausto Pimentel, presidente del
Banco Santa Cruz; Juan Carlos Rodríguez Copello, presidente Banco BDI; María Clara Alviárez,
presidente de Banesco; Dennis Simó, presidente ejecutivo Banco Múltiple Caribe; Víctor Méndez, presidente Banco Múltiple Vimenca; así como Andrés Guerrero, contralor de
Banreservas.

El gobernador estuvo acompañado de la vicegobernadora Clarissa de la Rocha de Torres, el
gerente Ervin Novas Bello, el sugerente general Frank Montaño, el subgerente de Políticas Monetaria, Cambiaria y Financiera Joel Tejeda, el asesor de la gobernación Julio Andújar, el
director de Programación Monetaria Joel González, el director de Regulación y Estabilidad
Financiera Máximo Rodríguez y la directora de Tesorería Yamileh García.

También podría gustarte